Septiembre en línea
5 (100%) 1 vote

Si en estas fiestas patrias no fuiste capaz de conservar la línea y te entregaste a disfrutar de unas ricas empanadas, asados, terremotos, alfajores, pajaritos, choripanes, y ahora sientes que tu cuerpo ha ganado unos kilos demás, es muy necesario que consideres realizar un cambio en tú alimentación y en tu actividad física. Si no quieres que los  kilogramos ganados en Septiembre permanezcan en tu cuerpo al momento de llegar al verano sigue los consejos que Avelup tiene para ti:

  1. Lo principal es realizar por lo menos 30 minutos diarios de actividad física, ya que ninguna dieta  dará un resultado rápido  si no se hace acompañado  con el desarrollo de algún deporte como caminar, trotar, andar en bicicleta, etc.

  2. Beber por lo menos 2 litros de agua diariamente, si bien el agua no quema calorías ayuda a que todas las reacciones químicas que tu cuerpo necesita para funcionar bien se realicen de manera correcta y eficiente. Esta también la puedes consumir a través diferentes infusiones o té.

  3. Consumir porciones adecuadas de carbohidratos, recuerda que los tallarines, arroz y  papas  no deben superar el tamaño de una taza en tu plato de comida. Baja el consumo de pan, puedes empezar cambiando el pan del desayuno por una porción de yogurt natural sin azúcar  con semillas de tú preferencia y  avena.

  4. Prefiere el consumo de carnes blancas como el pescado, pollo y pavo, debido a que tienen menor cantidad de grasa.

  5. Aumenta el consumo de fibra, recuerda que estos no son nutrientes propiamente tal, pero interfieren en el tránsito de estos y disminuyen a la absorción de glucosa (la fibra la obtenemos de la avena, linaza, harinas integrales, quinoa).

  6. Acompaña tus almuerzos  y cena  con tres tipos  de  verduras. Se recomienda consumir 5 verduras al día  ya que todas tienen propiedades diferentes de acuerdo a su color, sin embargo aquellas que poseen color verde favorecen la digestión intestinal y eliminación de grasas. Por lo que te aconsejamos durante este proceso consumir al menos tres de las que te mencionaremos a continuación durante el día  y  completa la cantidad  de verduras con otras de tu preferencia.

    Repollo: Posee altas cantidades de agua y fibra, además  posee propiedades depurativas, lo que permite acelerar los procesos digestivos.

    Rúcula: mejora los procesos digestivos, baja los niveles de colesterol y azúcar en la sangre.

    Pepino: Tiene altas cantidades de agua y fibra favoreciendo el tránsito a nivel intestinal.

    Espinacas: Su alta composición de agua, contenido de proteínas  y fibra soluble como insoluble  favorece el tránsito intestinal

    Brócoli: Ayuda al hígado a eliminar toxinas de los alimentos y baja los niveles de colesterol.

  7. Aumenta el consumo de frutas. Estas las puedes incorporar en el yogurt de la mañana o como colaciones durante el día.  La porción de frutas no debe superar las 3 durante el día, recuerda que estas también posee carbohidratos o azúcares, pero las necesitamos por su aporte de vitaminas y nutrientes.

  8. Consume al menos un puñado de frutos secos durante el día, estos poseen grasas saludables que ayudan a nuestro  organismo a eliminar las grasas que no son saludables, como aquellas que consumimos en los asados o empanadas fritas.

También es importante considerar  que  los kilogramos ganados en estos días no se pierden mágicamente, es un proceso que te llevará por lo menos un mes dependiendo de cuanto fue la masa corporal ganada.  Evita disminuir drásticamente las porciones de comida,  pasar hambre no es sinónimo de perder peso.  Los resultados serán visibles mientras  antes te decidas  a  comenzar un cambio en tu alimentación y  actividad física.

¿Te gustó esta publicación? Suscríbete a nuestro blog y te enviaremos por e-mail todas las novedades en recetas, nuevos productos, promociones y mucho más!